Mens sana in corpore tullido.
Mens sana in corpore tullido.
Esta consigna nos mantiene siempre unidos.
Mutilación obligatoria, amputación por decreto
queda prohibido ser un hombre entero.
Cojos, siameses, paralíticos, ciegos,
uníos a la causa, juntos venceremos.
El Capitán Silver y Zarpa de Acero
nos ven orgullosos siguiendo sus pasos.
Podremos ser heroes, follar sin descanso.
Podremos ser heroes sin piernas ni manos.

Defcon Dos, “Acción Mutante“.

Queda claro y soy consciente que en nuestros días estamos siendo tomados e invadidos por hordas y legiones de maniquíes. Todos ellos al completo, rozando la perfección, todos ellos siguiendo el mismo patrón. Pelazos sin ese rastro de cartón que a más de uno le asoma por todo lo alto, cuerpos esculturales cincelados por mismísimos efebos griegos con abdominales dignos de cualquier cómic Marvel; ¡Y que me decís de esos dientes…! Lo falso hecho perfección, piños grimosos capaces de iluminar a todo un pueblo y crear ceguera si los miras fijamente.

Cientos de Boy-bands y Girl-bands haciendo enloquecer a adolescentes enajenad@s, e incluso capaces de crear embolias con el solo movimiento de sus caderas.

Pero incluso dentro de todo ese maremagnum de perfección, gomina efecto cemento y diestra multi-instrumentalidad, siempre han brotado genios divinos cual brote verde de entre tanta arena. Los verdaderos antiheroes. Genios dotados de un talento inigualable, virtuosos musicales pero con una diferencia que les hace más grande que el resto… Carisma!!!

* Edgar Winter (Albinismo): Músico americano de blues. Multi-instrumentalista aventurero en los teclados, saxofón, percusión y voces. Winter fué más exitoso con “The Edgar Winter Group“. “Está claro“, Tanto a él como a su hermano, el también conocidísimo bluesman Johnny Winter, se les reconoce fácilmente por su albinismo. Debido a la falta de pigmentación de su iris, muchos albinos son sensibles a la luz, y aun así, tanto John como Edgar, han hecho su exitosa y longeva carrera bajo los cientos de focos de infinidad de escenarios iluminados.

* Paul Stanley (Microtia): Guitarrista y cantante de Kiss. Stanley nació con microtia, una deformidad poco frecuente en la parte carnosa de la oreja, la cual esta muy poco desarrollada o ausente por completo. Su solución para evitar las burlas de la escuela fue dejarse crecer el pelo, y eso le ayudo a elegir su profesión más tarde… ¡Todo un acierto!.

* Teddy Pendergrass (Parapléjico): El “otro” llamado rey del soul. Se hizo conocido gracias a su trabajo como cantante principal del grupo Harold Melvin & The Blue Notes en los años 70, para después desarrollar una exitosa carrera en solitario hacia el final de esa década. En 1982 sufrió un grave accidente de coche en Filadelfia, como consecuencia del cual quedo paralizado de cintura para abajo. Aun así, esto no significó el final de su carrera musical, la cual siguió hasta el 2001.

* Brian Wilson (Sordera): Se le considera uno de los compositores más importantes e innovadores del siglo XX. A comienzos de los 60´s, Brian Wilson formó los archiconocidos The Beach Boys con sus hermanos Carl y Dennis, su primo Mike Love y su colega del colegio Al Jardine. Gracias a su talento, el grupo se hizo inmensamente popular, logrando éxitos entre 1962 y 1966 a cascoporro. Fué tal su impacto musical, que hasta los mismisimos Beatles los reconocieron como una de sus mayores influencias.

* Ian Dury (Polio): Se lanzó a la fama a finales de la década de los 70, en la misma época del famoso lema “Sexo, Drogas & Rock and Roll“, el cual viene de la canción que el mismo Dury compuso y de la que todavía hoy se siguen haciendo versiones.
La polio le dejó algunas partes del cuerpo atrofiadas, siendo el brazo lo que resultó peor parado, y cuando el cuerpo ya no pudo más, dejó la música pero siguió en el mundillo ejerciendo como productor.

* Rick Allen (manco): Ser batería de un grupo Heavy, Def Leppard, con un solo brazo parece algo totalmente imposible. Pues que se lo digan al señor Allen, quien después de perder el brazo en un accidente automovilístico se busco la vida para seguir tocando la batería. Consiguió una de ellas electronica, la cual puede manejar a sus anchas y perfectamente con un solo brazo y con ambos pies.

* Ray Charles (Ceguera): Fué autodidacta del piano, pero tambien recibió alguna que otra clase de música en Braille en la St. Augustine School, un centro para ciegos. Paralelamente, tuvo que ganarse la vida como músico cuando fallecieron sus padres.
En el año 2004, la revista Rolling Stone lo nombró como el décimo mejor artista de todos los tiempos después de haber ganado 13 grammys y realizado más de 10.000 conciertos.

* Tony Iommi (Sin falanges de los dedos de su mano derecha): La carrera de Tony como guitarrista de Black Sabbath estuvo a punto de terminar prematuramente cuando sufrió un terrible accidente en una fundición de Birmingham. El curro con el que se ganaba la vida por aquel entonces consistía en pasar pequeñas planchas de metal a un compañero que usaba una maquina perfiladora, la cual daba forma al metal golpeandolo. Un día que su compañero faltó al trabajo, Tony tuvo que sustituirlo en la maquina y en ese intento se cortó la punta de los dedos de la mano derecha. El mismo cogió los trozos y los llevó al hospital donde le dijeron que nada se podía hacer por ellos. Deprimido, se convenció de que sus días como guitarrista habían terminado. Fue entonces cuando un amigo le habló del guitarrista Django Reinhardt, quien perdió la movilidad de dos dedos y casi una pierna en un incendio ocurrido en el campamento gitano donde vivía, pero que incluso así siguió tocando. Evidentemente, no podía hacer lo mismo que los demás guitarristas, pero es bien sabido que muchas veces las limitaciones obligan a uno a buscar soluciones que resultan ser novedosas y grandiosas. Éste fue el caso de Django.
Esto le sirvió de inspiración a Tony, que desde entonces toca con unas prótesis de goma, que al principio se fabricaba el mismo, fundiendo unos tapones de botella de plástico sobre sus dedos y luego limándolos para darles forma y así poder tocar.

Y por último, el más archiconocido de todos…

* Ludwing Van Beethoven (Sordera): Ha sido uno de los más grandes, sino el más, de todos los tiempos. Tras ser castigado duramente por su padre para que fuese un gran gran músico, esto le traumatizó, por lo que hasta que no tuvo 30 años no dio su primer concierto, dándose cuenta unos meses más tarde que estaba perdiendo audición.
Aquí empiezan las angustias de un Beethoven que poco a poco dejo de ir a actos públicos para que nadie se percatara de tal hecho, aunque el avance de su enfermedad le obliga a retirarse de la dirección como hasta ahora venía haciendo. Se vió obligado a comunicarse mediante notas, y comenzó a refugiarse en si mismo, teniendo una explosión de creatividad increíble, estrenando sus sinfonías con gran éxito.
Una neumonia desencadeno a finales de 1826 una serie de problemas que le ocasionaron la muerte el 26 de Marzo de 1827. En esos últimos meses de su vida, compuso lo que los estudiosos piensan que son sus mejores obras, los últimos cuartetos de cuerda, innovadores en su tiempo.

Por todo ello, y sin lugar a dudas, ¡La actitud es más importante que la aptitud!… Pues ya ves!!