Y el deseo se hizo carne. El directo de Alabama Shakes es la actuación que muchos melómanos andaban esperando al fin se hizo realidad este año, tendrá lugar en la sala Apolo de Barcelona, el 13 de agosto. Única fecha española de su gira europea. Noticia propulsada por un viento muy a favor, gracias a su omnipresencia en las recientes listas de lo mejor de 2012. Desde el Top 1 de “Hold On” en la lista de canciones de ‘Rolling Stone’ hasta sus tres nominaciones a los Grammy, cuya 55º ceremonia se celebra el 10 de febrero (ahí Alabama Shakes opta a ganar en las categorías de “best new artist”, “best rock perfomance” y “best packaging”). Es decir, que solo han hecho que ir hacia arriba desde que en julio de 2012 nos visitaron con su debut largo, “Boys & Girls”, para ofrecer en Madrid (El Sol, entradas agotadas) y San Sebastián (festival Jazzaldia, Escenario Verde) las dos únicas actuaciones que hasta la fecha que han dado por aquí. No solo deslumbró en ese par de conciertos su vocalista Brittany Howard, nuevo estandarte de las divas que no quieren ser Lady Gaga, es decir, la antidiva # 1, espectacular en su reencarnación del espíritu del rock sesentero y del soul, sin histrionismos ni imitaciones vacuas, sino también la solidez instrumental del quinteto, que se ha plantado en el presente musical con una firmeza inusitada para una banda tan novel. No en vano a lo largo de estos últimos meses ha compartido laureles dentro de la facción del rock de acento azabache con The Black Keys. Poca broma. Bueno, últimos y no tan últimos meses: recordemos que con solo un EP homónimo en la calle la revista ‘Paste’ ya la eligió “mejor banda de 2011”, que también fue portada de ‘American Songwriter’, que Jack White compartió con ellos un 7”… Asistir a uno de sus “shows” es entender por qué Geoff Travis, capo del sello Rough Trade, voló de Inglaterra a Estados Unidos tras leer una columna sobre ellos en ‘The Guardian’, vio su directo y al instante decidió ficharlos.

Escucha aquí mismo su disco “Boys & Girls” (2012)