Sonidos Rockabilly y Surf Rock en el 24 Guitar Festival

Viernes 3 de mayo 21:00 hrs. La sala Apolo poco a poco empieza a congregar admiradores de los años 50. Tatuajes, faldas hasta las rodillas, algún que otro tupé y gente con ganas de pasarlo bien, todo va cogiendo un aroma retro.

Saltan al escenario Los Mambo Jambo con un directo explosivo (imposible definirlo de otra manera) y una arrebatadora puesta en escena ponen al público a sus pies desde el primer momento. Enérgicos e imparables, son una máquina bien engrasada que llena de vida todo el local.

Sus cuatro integrantes Dani Nel-lo al Saxo (Rebeldes, Nel-lo y la banda del zoco, Tandoori Le Noir e infinidad de colaboraciones nacionales e internacionales), Mario Cobo a la guitarra, Ivan Kovacevic al contrabajo y Anton Jarl a la batería son figuras emblemáticas del rock and roll y el jazz de este país, músicos con una larga trayectoria que no dejan indiferente a nadie ni por su calidad técnica ni por su puesta en escena.

Sus temas son muy intensos y su total entrega contagia a todo el mundo además de ver lo bien que se lo pasan sobre el escenario hace que sea una banda que funciona al milímetro.

La conjura de estos cuatro integrantes que por una alineación de las estrellas han coincidido en la ciudad Condal nos muestran un estilo instrumental electrizante e incombustible con mezclas que se mueven entre el Jazz, R&B y el Rock and Roll.

Si todavia no los habéis visto en directo al menos escuchad sus temas, os aseguro que es un disco tremendo… aunque verlos en directo es todo un espectáculo de energía y calidad musical.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

A este gran espectáculo les siguieron Los Coronas, otros grandes de la escena musical española con una trayectoria que se remonta a principio de los años 90. Si bien su puesta en escena fue un poco más tranquila, su calidad musical es igualmente abrumadora y con una fuerte influencia de la música surf de los años 60 mezclada con algo de Spaghetti Western.

La puesta en escena fue amenizada con sombreros de vaquero y proyecciones en el fondo del escenario que remitían a los 60 y que tal como señalo Fernando Pardo en un momento de la actuación: “…Son toda una declaración de intenciones”.

La fuerza de estos cinco músicos: David Krahe, Guitarra; Fernando Pardo, Guitarra; Javier Vacas, Bajo; Roberto Lozano “Loza”, Batería; Yevhen Riechkalov, Trompeta. Fue un gran subidon de adrenalina con ritmos pegadizos como Big Wave o Maremoto que se encargo de anunciar el gran Javier Vacas (Sex museum, Corizonas, La Vacazul, Los Reyes Del K.O. y manager de otros tantos) con una voz que sonaba como la de su propio bajo y que se encargo de cerrar la noche.

Es necesario destacar la presencia del batería que ha diferencia de la mayoría de grupos se encuentra al fondo del escenario en este caso esta en medio y además toca de pie incluso animándose a cantar uno de los pocos temas con letra que tiene este gran grupo instrumental Hiedra Venenosa.

Si a todo esto se le suma alguna broma dentro del grupo y alguna que otra anécdota. Podemos hablar de un fantástico concierto.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

En conclusión un revival contemporáneo con dos grupos de las escena nacional formados por músicos con una trayectoria músical impecable. Músicos que si bien pueden ser unos desconocidos para el gran público, son verdaderas leyendas para los entendidos del género haciendo que para quién los descubre por primera vez se conviertan en un tesoro devolviéndonos así la esperanza de que hay grandes músicos en este país.